Dolor sacroilíaco: Epidemiología, fisiopatología, diagnóstico y tratamiento

##plugins.themes.bootstrap3.article.main##

Gerardo Correa-Illanes

Keywords

Dolor lumbar bajo, disfunción sacroilíaca, dolor articulación sacroilíaca, denervación sacroilíaca, inyección intraarticular, inyección articulación sacroilíaca

Resumen

El dolor sacroilíaco es una causa generalmente subdiagnosticada de dolor lumbar, que afecta del 15% a 30% de los pacientes con dolor lumbar bajo crónico no radicular. La articulación sacroilíaca (ASI) recibe continuo stress durante la bipedestación y marcha, siendo estabilizada por estructuras ligamentarias, capsulares y miofasciales fuertes, que reciben una abundante inervación. Destaca la dificultad en el diagnóstico del dolor sacroilíaco; debido a su naturaleza heterogénea. éste se debe sospechar en todo paciente con síndrome de dolor lumbar no radicular, unilateral y no central. El examen físico debería descartar patología de cadera y columna lumbar. La realización de maniobras de provocación del dolor sacroilíaco aporta en el diagnóstico, teniendo la combinación de 3 o más maniobras positivas una sensibilidad de 85% y especificidad de 79%. Se ha recurrido a inyecciones diagnósticas con anestésicos locales, tanto intraarticulares como de ligamentos circundantes. El tratamiento del dolor sacroilíaco es multimodal e individualizado para cada paciente. El tratamiento conservador –basado en terapia física y antiinflamatorios no esteroidales– es la terapia de primera línea. Las infiltraciones esteroidales tanto intra como extraarticulares pueden proveer alivio en un grupo de pa-cientes con inflamación activa. La denervación de los ramos dorsales laterales con radiofrecuencia ha mostrado ser un tratamiento exitoso en pacientes con dolor sacroilíaco, logrando 6 meses a 1 año de alivio del dolor. En pacientes con dolor refractario, la fusión de la articulación sacroilíaca es una opción, prefiriéndose la técnica mínimamente invasiva de fijación trans-sacroilíaca.

Abstract 2 |